¿Qué son las alergias?

¿Qué son las alergias?

La alergia: un error en la respuesta inmune de nuestro cuerpo

Millones de personas en todo el mundo sufren de alergias. En Europa, hasta el 25% de la población está afectada por esta enfermedad. Las cifras aumentan rápidamente, con tasas de incidencia especialmente altas entre los niños.

En algunas personas, el sistema inmunitario reacciona excesivamente a ciertas sustancias, por ejemplo, componentes del polen, el pelo de los animales o los alimentos. Estos son los llamados alérgenos

Cuando el cuerpo entra en contacto con estos alérgenos con la piel, el conducto respiratorio, los pulmones, el intestino, estos reaccionan con una inflamación. 

Esta respuesta inmune de nuestro cuerpo se llama alergia.

Según numerosos estudios internacionales, las reacciones alérgicas son cada vez más comunes. A lo largo de la vida de un niño, más del 20 % desarrollarán al menos una alergia; en los adultos, la cifra llega incluso al 30 %. Las razones exactas de este aumento aún no se conocen. Sin embargo, los expertos sospechan que los altos estándares de higiene de nuestra civilización occidental podrían jugar un papel decisivo. Se cree que, en un ambiente libre de gérmenes y parásitos, el sistema inmunológico puede carecer de suficientes estímulos externos para desarrollarse de manera óptima.

DIFERENTES DESENCADENANTES Y MECANISMOS

Tipos de alergia

Las reacciones alérgicas difieren no solo en función de los alérgenos que las desencadenan, por ejemplo, alergia al polen, Alergia al pelo de animales o alergia a los alimentos, sino también en función de su tipo. Los expertos hablan de cuatro tipos de alergias, que tienen diferentes desencadenantes y mecanismos y cada una provoca síntomas diferentes.

Reacciones de tipo I

Las reacciones de tipo I son las reacciones alérgicas más comunes. Aquí, los llamados anticuerpos IgE se combinan con los alérgenos que han penetrado en el cuerpo. Esto conduce a la liberación de sustancias como la histamina, que desencadenan los síntomas alérgicos típicos  como la rinitis alérgica, la conjuntivitis y el asma alérgica. Este proceso ocurre inmediatamente después del contacto con el alérgeno. Por esta razón, las reacciones de tipo I también se conocen como reacciones de tipo inmediato. Las reacciones de tipo I incluyen alergias al polen, pelo de animales, ácaros del polvo y veneno de insectos, así como algunas alergias alimentarias .

Reacciones de tipo II

Las reacciones de tipo II ocurren cuando los alérgenos se combinan para formar lo que se conoce como un complejo antígeno-anticuerpo en las células o en los tejidos. Este complejo activa células inmunes llamadas células T citotóxicas, que lo atacan, dañando las células y tejidos circundantes. Esto suele suceder en unos pocos minutos. Las reacciones típicas de tipo II incluyen, por ejemplo, incompatibilidad de grupos sanguíneos y reacciones de rechazo después de trasplantes de órganos.

Reacciones de tipo III

En las reacciones de tipo III, los complejos antígeno-anticuerpo que circulan en la sangre se depositan en vasos o tejidos. Allí conducen a una inflamación aguda al activar ciertas células inmunitarias. Por lo general, pasan entre 3 y 8 horas desde el contacto con el alérgeno hasta la inflamación. Un ejemplo de una reacción de tipo III es lo que se conoce como aspergilosis pulmonar: una infección de los pulmones causada por esporas de moho.

Reacciones de tipo IV

Las reacciones de tipo IV son provocadas por células inmunitarias especiales llamadas células T. Estas células inmunitarias se sensibilizan con el primer contacto con un alérgeno, es decir, reconocen el alérgeno como una sustancia extraña. Solo cuando vuelven a entrar en contacto con el alérgeno, las células se activan y comienzan a dañar el alérgeno y, por lo tanto, también el tejido o liberan sustancias mensajeras, que a su vez inician procesos de daño tisular.

Dado que los síntomas correspondientes solo aparecen uno o dos días después del contacto con el alérgeno, las reacciones de tipo IV también se denominan reacciones de "tipo retardado". Las reacciones de tipo IV incluyen alergia de contacto, que puede desencadenarse por níquel o conservantes, por ejemplo, y muchas formas de hipersensibilidad a los medicamentos.

Amplia tu conocimiento sobre la alergia

Prevenir las alergias
Vacuna para la alergia: inmunoterapia con alérgenos
Síntomas de alergia
Causas de las alergias
Diagnóstico de alergia
Tipos de medicamentos para la alergia
Asma alérgica, ¿qué es?
Alergia en el embarazo
Alergia en niños
Neurodermatitis o dermatitis atópica
Alergia y calidad de vida
¿Son hereditarias las alergias?